Chatbot: ¿cuál es el interés para las empresas?


Descubra en este artículo con su agencia web, Agence IDEO con sede en París, Rouen y Louviers, cómo las empresas pueden beneficiarse de los chatbots.
Los chatbots tienen múltiples beneficios y pueden tener diferentes usos.

¿Qué es un chatbot?

Un chatbot, también llamado agente conversacional, es un robot capaz de imitar el comportamiento humano para mantener una conversación con un usuario a través de una plataforma web o una aplicación. Su objetivo es dar respuesta a los problemas que encuentran los usuarios de Internet de forma automatizada.

También existen voicebots cuyas interacciones se realizan con la voz. Por ejemplo como Siri, Alexa, Google Assistant…

Hay diferentes tipos de chatbots:

  • Chatbots basados ​​en reglas simples:  estos bots funcionan en base a preguntas y escenarios predefinidos siguiendo un árbol de conversación lineal. Generalmente, este tipo de chatbot ofrece al usuario interactuar presionando botones que redirigen a los diferentes escenarios.
  • Chatbots inteligentes que usan IA:  estos bots entienden el lenguaje natural y las oraciones para analizar la intención del usuario. Con cada intercambio, estos chatbots mejoran su rendimiento gracias al sistema de aprendizaje automático (aprendizaje automático). Por ejemplo, un chatbot inteligente tiene la capacidad de comprender una palabra mal escrita, mientras que un chatbot simple no puede dar una respuesta.
  • chatbots híbridos:  estos bots combinan inteligencia artificial e intervención humana. Concretamente, si el agente conversacional no logra satisfacer la solicitud de un internauta, un agente humano tomará el relevo.

 

Los beneficios para las empresas de integrar un chatbot

El chatbot puede ser una buena solución para el desarrollo de tu negocio con el auge de la inteligencia artificial y el aprendizaje automático. Varias ventajas están disponibles para usted:

leer más  Instagram: las cifras clave para una estrategia eficaz en 2022

 

Accesibilidad y disponibilidad para todos

Con cada vez más agentes conversacionales, especialmente con las redes sociales, la configuración y el uso de un chatbot son accesibles para todas las empresas, desde las VSE, las pymes hasta las grandes cuentas.

A diferencia del servicio al cliente, el chatbot también está disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana para responder las preguntas de los usuarios.

 

Reducción de costo

Al gestionar automáticamente las solicitudes de los usuarios, el chatbot ayuda a reducir los costes de atención al cliente (infraestructura, mantenimiento, etc.).

 

Una experiencia de cliente personalizada

El chatbot te permite ofrecer una experiencia personalizada a tus clientes. De hecho, esta herramienta ofrece iniciar una conversación directa. Permite al usuario sentir que está respaldado durante todo su proceso de compra.

 

Automatización de tareas

El uso de un chatbot le permite a una empresa liberarse de tareas repetitivas que a veces son aburridas e impactan en su productividad.

 

Optimización de contenido

Los chatbots también son una excelente manera de rastrear el comportamiento del usuario. Por ejemplo: para búsquedas, las preguntas más frecuentes o hábitos de consumo…

Estos datos son importantes para una empresa porque le permiten mejorar un servicio o un producto. Así, la empresa podrá optimizar la experiencia del cliente y, por supuesto, su facturación.

 

¿Cuándo configurar un chatbot?

Estos son algunos ejemplos del uso de un chatbot:

  • Soporte:  puedes integrar un chatbot en tu atención al cliente. Esto alivia a los equipos y aumenta la satisfacción de los usuarios que tienen acceso a una respuesta instantánea.
  • Consejo:  por ejemplo, puedes agregar un chatbot a un sitio de comercio electrónico para guiar a los visitantes en sus compras recomendando un producto de acuerdo con sus necesidades o gustos.
  • Recopilación de opiniones de clientes:  es posible programar un agente conversacional para obtener opiniones de los consumidores sobre un producto o servicio.
leer más  Errores a evitar al hacer referencia a su sitio web
Comparte el artículo en



Facebook


Gorjeo


LinkedIn


Correo electrónico